¿Cómo elegir un transportín para perro?

¿Qué haces con tu amigo canino cuando lo tienes que llevar en el coche un trayecto largo? ¿Usas una manta para el maletero, una jaula, quizás un bolso de transporte o tienes un transportín para perros tipo Gulliver que también te vale para viajar cómodamente en trayectos largos y medios en transporte públicos?

transportin perro

Repasamos las claves para elegir un transportín para perro correctamente

Existen tres puntos clave a la hora de elegir el trasportín ideal para tu perro, y estos son:

  1. Uso que se le va a dar.
  2. Tamaño del transportín para perro.
  3. Medio de transporte en el que se va a utilizar.

Si nos fijamos en el primer punto, tenemos que empezar a pensar en cuál será el uso principal de este transportín. Si solamente necesitamos el transportín para desplazamientos de corta duración en coche, posiblemente podamos optar por un modelo que ofrezca mayor comodidad para el perro, con un buen acolchado en el que el perro se sienta muy a gusto. Esto favorecerá que nos evitemos los típicos problemas de que nuestro amigo asocie el transportín con un sitio incómodo en el que va a realizar un viaje largo. Si por el contrario buscamos un transportín para viajes largos que garantice mayor seguridad a nuestro mejor amigo, tendremos que decantarnos por un modelo rígido con puerta de bisagra, cierre de seguridad y que ofrezca mayor facilidad de limpieza y uso.

El segundo punto es el del tamaño del transportín para perro, obviamente no es lo mismo elegir un transportín para un rottweiler que para un schnauzer. Debemos medir y pesar a nuestro perro para asegurarnos de que compramos el transportín adaptado según las recomendaciones de tamaño que nos da el fabricante. El habitáculo debe permitir que el perro se pueda poner de pie para estirar las piernas durante el viaje, en cuánto a la anchura debe ser lo suficiente como para que el perro se sienta a gusto durante el viaje y no agobiado por el tamaño del habitáculo.

En el tercer punto quizás viene uno de los factores más relevantes, lo cierto es que si vamos a utilizar el transportín para el coche tenemos más opciones, pero si necesitáramos el transportín para su uso en transporte público y más concretamente en aviones lo mejor es comprarse un modelo tipo Gulliver con homologación IATA ya que de lo contrario no nos dejarán utilizarlo en los aviones.

Modelos de transportín para perro

Bolso transportín, el modelo perfecto para desplazamientos cortos y para llevar perros pequeños colgados al hombro.

Modelos tipo cesta, estos modelos se utilizan para perros de pequeña envergadura y suelen ser de plástico ligero. Nos aportan la facilidad de manejo de un bolso transportín pero con mayor facilidad de limpieza al ser de plástico.

Transportines estándar, quizás este es el modelo en el que todos pensamos cuando nos preguntan cómo es un transportín para perro, existen versiones con ruedas para llevarlo como si fuese una maleta rodando por el aeropuerto y facilitar el transporte de perros de gran envergadura. Para este caso también es muy útil que cuenten con una puerta superior para poder atender al perro sin necesidad de abrir la puerta delantera y que se nos escape.

Leave A Comment?


4 + 1 =